Puertas herméticas

Las puertas herméticas Manusa, tanto las batientes como las correderas, pueden ser utilizadas, no solo en entornos sanitarios, sino también en laboratorios, centros de procesado de alimentos, plantas de producción de semi-conductores, etc. Es decir, en todos los lugares donde hayan “salas blancas”, que son lugares donde existen unas condiciones de aire especiales: libre de bacterias patógenas, libres de polvo, y con la temperatura y humedad controladas. También están sometidas a una presión de aire más elevada que en el exterior, para evitar que el aire exterior contaminado entre en el interior, cuando la puerta se abra.